ReconquistaHoy EmpleosHoy ClasificadosHoy
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.reconquistahoy.com/a/34807

Cambiaron los roles a los imputados por el asesinato del joven Moyano. El insólito paso de los acusados por tribunales.

ortigosa y martinez.jpg
Así ingresaban a Tribunales a Kevin Martínez (campera gris) y a Jonatan Ortigoza (de rojo), ambos con una biblia en la mano. 

Jonatán Luis Ortigoza, 20, alias "El Ojón"; y Nicolás Martínez, 19, alias “Kalvin”, ambos domiciliados en el Barrio Virgen de Luján de Reconquista, presos por matar a Alexis Moyano, pasaron por tribunales donde el fiscal les comunicó que modificó la calificación delictiva que pesa sobre ellos porque de la investigación surgieron roles cambiados en la ejecución fatal. Luego los regresaron a prisión donde esperan el juicio.

El fiscal Juan Marichal actuó en reemplazo de Aldo Gerosa, quien está de vacaciones. Asistió a los imputados la defensora pública Norma Senn y como juez de garantías actuó Gonzalo Basualdo.

Sostuvo el fiscal que el primer hecho ocurrió aproximadamente a las 00:00 horas del día 6 de febrero de 2019, en la esquina de la manzana 3, por calle 68 del Barrio Virgen de Guadalupe, donde se encontraban José Luis Gómez, Alexis Moyano y Sebastián Aguirre tomando bebidas. Media hora antes, Kevin Martínez llevando de acompañante a Jonatan Ortigoza, habían decidido agredir con un arma de fuego a Alexis Gustavo Moyano, persona a la cual conocían bien y mantenían una gran rivalidad desde hace tiempo atrás y a quien indicaban que fue quien le sustrajo una prenda a Ortigoza. Esa noche pidieron prestada una motocicleta Yamaha de color azul, de 125 cc, a Juan Jesús Vargas, con el cual habían estado momentos antes del hecho cenando en barrio Don Héctor, y fueron en busca de la víctima. Al llegar en la cercanía donde estaba Moyano con Gómez y Aguirre, Martínez sacó un arma de fuego tipo escopeta que parecía tener un caño recortado, apuntó al grupo y sin mediar palabras ni dar el tiempo para una actitud defensiva, disparó el arma a corta distancia impactando en Moyano y huyeron por calle 68 hacia el cardinal Oeste e hicieron desaparecer el arma que nunca pudo ser secuestrada por las autoridades. A causa de las heridas Moyano falleció rato después en el Hospital.

La motocicleta se la devolvieron a Vargas cerca de la 01:00, cuando ya sabían que los buscaba la policía por el ataque a Moyano.

El fiscal imputó a Martínez y Ortigoza de homicidio agravado por el uso de arma de fuego, pero además a Martínez le cargó el delito en concurso real con portación ilegal de arma de fuego.

Al tomar la palabra la defensora, manifestó que va a ser reserva de los planteos que pudieran corresponder una vez que tenga acceso a las nuevas evidencias.

Finalmente, luego de escuchar a las partes, el juez Gonzalo Basualdo dio por sentado el cambio de calificación y dio por terminada la audiencia tras la cual los agentes trasladaron a Martínez y Ortigoza para que continúen en prisión, donde esperan el juicio. La audiencia fue el 10 de abril de 2019.

Insólito fue el paso de los acusados por los tribunales. En todo momento Martínez y Ortigoza se movieron con una biblia entre sus manos esposadas, y Martínez cantando. Los familiares de Moyano interpretaron que se burlaban, les gritaron cosas y hubo tensión a la salida. Los Moyano llegaron después que los imputados ya estaban en la sala y se quejaron porque no fueron notificados de la audiencia, se enteraron por los medios. De paso anticiparon que no van a aceptar que se cierre el caso sin juicio acordando una condena de 12 años. Es que ya trascendió que el Ministerio Público de la Acusación le ofreció a Martínez una condena de 12 años y a Ortigoza 11 en caso de aceptarlo, así se evitaría perder más tiempo con la realización del juicio.