ReconquistaHoy EmpleosHoy ClasificadosHoy
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.reconquistahoy.com/a/38589

Fracasó una prueba, pero seguirá en prisión preventiva el imputado de haber matado con 40 puñaladas al dueño del vivero en Calchaquí.

franco Villalba detenido.jpg copy
Franco Villalba Gómez, detenido cuando tenía 21 años. Fue imputado en julio de 2019 por haber matado a su padrastro Miguel Ángel Mattiazzi con 40 puñaladas en su vivero.

La sangre encontrada en las zapatillas del sospechoso y en la casa de su novia no sirvió como prueba contundente como esperaba el fiscal, pero el propio Gustavo Latorre explicó que el informe del Instituto Médico Legal explica que la muestra no presenta suficiente identidad y no se pudo obtener ADN en cantidad y calidad suficiente para realizar el perfil genético; "o sea que mal podemos llegar a la conclusión que no es sangre de la víctima"; y pidió una aclaración al Instituto Médico Legal.

De todas maneras el representante del Ministerio Público de la Acusación advirtió que no es lo único que complica al sospechoso, que hay varias pruebas mas, de hecho que estima que en febrero ya hará la acusación formal en la audiencia preliminar al juicio.

Luego de esta novedad, la defensa de Franco Villalba Gómez intentó que el juez penal lo deje en libertad o morigere la prisión preventiva, pero no tuvo éxito, pues el Dr. Martín Gauna Chapero dispuso que continúe en prisión preventiva al menos hasta el 04 de mayo de 2020, cuando se revisará nuevamente la medida cautelar. 

Franco Emanuel Villalba Gómez, de 21 años, está imputado de haberle quitado la vida con 40 puñaladas a su padrastro Miguel Ángel Mattiazzi bajo la calificación de "homicidio agravado por alevosía ", delito que se condena con prisión perpetua si no hay atenuantes.

Miguel Angel Mattiazzi qepd.jpg copy
Recuerdo de Miguel Angel Mattiazzi (+qepd).

Miguel Ángel Mattiazzi tenía 66 años cuando fue asesinado. En 2013 se había jubilado como trabajador de la EPE y era dueño del vivero ubicado sobre Ruta Nacional N° 11, en Calchaquí. Su pareja era la madre de quien es acusado de haberlo matado. Villalba Gómez al ser detenido era changarin y vivía en otro domicilio con su novia.

La víctima fue encontrada sin vida dentro del invernadero en el mediodía del lunes 01 de Julio de 2019.  Su camioneta VW Amarok fue encontrada cerrada, sin las llaves, en una cuneta de un camino comunal. Rápidamente el hijo de su mujer se convirtió en el sospechoso y fue detenido en medio de la realización de varias requisas y allanamientos.

Fechas claves:

01 julio 2019 fue el homicidio.

04 de julio 2019 fue la imputación que estuvo a cargo del fiscal Benegas. Luego siguió su par Gustavo Latorre.

05 de julio 2019 el juez penal Gauna Chapero estableció prisión preventiva por 6 meses.

04 de diciembre de 2019, un mes antes de cumplirse el plazo inicial de la prisión preventiva, el juez extendió la prisión preventiva por cuatro meses más, hasta el 04 de mayo de 2020.

Antonio Gómez, cuñado de Mattiazzi, es quien lo encontró muerto luego de acudir al vivero a solicitud de su hermana, quien era la esposa de la víctima, preocupada porque no contestaba los llamados telefónicos. 

Mattiazzi estaba muerto en el invernadero, ensangrentado, con 40 puñaladas y cortes fundamentalmente en cuello, tórax y abdomen. Lo habían matado pocas horas antes, esa misma mañana. Solita a varios metros, en el interior de una casilla, estaba jugando con el celular de su padre la hija de la víctima, quien aún no había cumplido los 2 años de vida.

La camioneta de Mattiazzi no estaba. Fue localizada una hora después en las afueras de la ciudad, trancada y sin la llave.

Amarok.jpg
Camioneta VW Amarok robada y abandonada luego del asesinato de Miguel Angel Mattiazzi en Calchaquí, el 01 de julio de 2019.  

En la noche del mismo día del homicidio que sacudía de espanto a toda la ciudad, una mujer avisó que había encontrado restos de sangre en una zapatilla de Franco Villalba. Era su suegra, quien facilitó el secuestro de las zapatillas y otras pertenencias del sospechoso. Además reportó que le faltaba un cuchillo. El resultado del ADN de la sangre encontrada en esa zapatilla es una de las pruebas pendientes, y ya pasaron algo más de 5 meses en el perezoso Poder Judicial.

La prueba de Luminol confirmó presencia de sangre humana en esa zapatilla y también en el baño de la casa donde vive la novia de Villalba, aunque no surgió el ADN, explicó el fiscal.

Apenas surgió esta evidencia, el abogado de Villalba reconoció en ReconquistaHOY que Franco se bañó con agua fría, pero negó que haya sido para sacarse la sangre del crimen porque cree en su inocencia. El joven alternaba entre esa casa, la de Mattiazzi, y la de un abuelo, dijo el Dr. Sixto González. En cambio el fiscal consideró como parte de la intención de tapar evidencias que el sospechoso se haya sometido al rigor de un baño de agua fría en un día de tanto frío, pero que igual encontraron restos de sangre humana cuyo resultado se espera.

El fiscal cree que luego de matar a su padrastro, Villalba llevó a su hermanita hasta la casilla que está dentro del mismo predio del vivero, le cambió la ropa que se había ensuciado con sangre y la hizo desaparecer junto a su ropa, el cuchillo, y una de las zapatillas de la bebé, quien quedó con una sola, donde también encontraron sangre.

Sobre la relación entre víctima y sospechoso, el abogado Sixto González refirió que "tenían una relación con muchos altibajos, con momentos de malos tratos, no era una relación normal con su padrastro, con esto no estamos justificando nada, pero era una relación entrecortada entre el padrastro y su hijastro", y frente a rumores en el pueblo, aclaró que Villalba no le mencionó haber sido víctima de malos tratos de parte de su padrastro.

 A pesar de las evidencias que mantienen preso a Franco Villalba Gómez, en Calchaquí hubo manifestaciones pidiendo su libertad. Fue en los primeros días después de haber sido detenido imputado de matar con 40 puñaladas a su padrastro Miguel Angel Mattiazzi.
 Recuerdo de Miguel Angel Mattiazzi junto a quien era su señora, madre de Franco Villalba, el joven que está imputado de haberlo matado con 40 puñaladas.

movilizacioncalchaqui2.jpg
A pesar de las evidencias que mantienen preso a Franco Villalba Gómez, en Calchaquí hubo manifestaciones pidiendo su libertad. Fue en los primeros días después de haber sido detenido imputado de matar con 40 puñaladas a su padrastro Miguel Angel Mattiazzi.