ReconquistaHoy EmpleosHoy ClasificadosHoy
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.reconquistahoy.com/a/41187

5 años de prisión para un vecino de Avellaneda que hoy mismo quedó detenido para mandarlo a la cárcel.

5 años de prisión para un vecino de Avellaneda que hoy mismo quedó detenido para mandarlo a la cárcel.
Hector Mario Pucheta, firmando el acuerdo abreviado.

Héctor Mario Pucheta fue condenado a la pena de 5 años de prisión de efectivo cumplimiento por ser autor penalmente responsable de los delitos de lesiones leves y lesiones leves calificadas, coacción y coacciones agravadas, daño en concurso real y portación de arma de fuego de uso prohibido.

Pucheta vive en la ciudad de Avellaneda pero al firmarse la sentencia este lunes 08 de junio de 2020 inmediatamente quedó detenido para empezar a cumplir la condena, la que fue acordada entre el fiscal Alejandro Rodríguez, el acusado, su defensor, Oscar Vázquez; y las víctimas. El juez penal Martin Gauna Chapero avaló el acuerdo que evitó el juicio. Sucedió este lunes 08 de junio de 2020 en la Oficina de Gestión Judicial, en Reconquista.

Los hechos:

Haber amenazado a Raúl Antonio Ayala utilizando un arma de fuego (tumbera), como elemento intimidatorio con la cual efectúo un disparo que impacto en distintos lugares del domicilio ubicado en barrio Belgrano de Avellaneda, manifestándole “esto es por lo de anoche, déjate de joder porque vas a ser boleta”.  Fue el día 03 de octubre de 2015 cerca de las 18:55 horas en la vereda del domicilio de la víctima, quien se encontraba junto a sus hermanas. Secuestrando desde el lugar por personal policial en el lugar 21 plomos compatibles con perdigones de cartucho 21 y un cartucho Orbea calibre 28 de color rojo no percutado que olvidara en el lugar luego de efectuar el disparo. Respecto a los delitos mencionados se realizó requerimiento acusatorio (donde en la etapa preliminar se readecuó la atribución del segundo hecho, calificándolo como “coacciones agravadas en carácter de coautor), consecuentemente el 20 de agosto de 2019 el juez Gonzalo Basualdo, dispuso la apertura del juicio en relación a los hechos por los que se acusó al imputado.

El 1 de junio de 2020 en fiscalía se le atribuyo los siguientes hechos:

Haberle causado a su pareja escoriaciones y contusiones en la zona de los hombros, espalda y piernas, lesiones que fueron constatadas por el medico Schaffer. Hecho ocurrido el día 26 de octubre de 2018, cerca de las 11:00 horas donde Pucheta convivía junto a su pareja-víctima.

Otro hecho delictivo es haberle manifestado a su ex suegra que si su hija no volvía con él, le iba a prender fuego la casa y mataría a su hija. Hecho ocurrido el día 27 de octubre de 2018, en horas del mediodía, en el domicilio del barrio Don Pedro de Avellaneda, circunstancia en la que usted se presentó varias veces en dicho domicilio buscando a su ex pareja y como esta se escondió en una de las tantas oportunidades le manifestó lo antes mencionado.

Haberle causado a una joven una herida contuso cortante en la zona del labio a raíz de haberle propinado un golpe de puño, lesión que fue constatada por el doctor Carlos Schaffer. Hecho ocurrido el día 21 de abril de 2019, cerca de las 23:00 horas, fuera del domicilio de la víctima en Avellaneda. Oportunidad en la que Pucheta junto a tres personas más iniciaron una gresca, arrojando cascotes hacia el domicilio de la víctima y a sus hermanos, para luego agredir a la joven.

En las mismas circunstancias del hecho anterior y seguido a la agresión a la joven, se le había imputado haber dañado los espejos retrovisores, carenado delantero y luces de giro de la motocicleta Honda Wave, como así también haber dañado la ventana delantera de la propiedad arrojando cascotes hacia el domicilio y pegándole palazos a la motocicleta. Calificaciones: lesiones leves calificadas, coacción, lesiones leves, daño en concurso real entre si y portación de arma de fuego de uso prohibido y coacciones agravadas en carácter de coautor”, artículos 45, 90, 41 bis inciso segundo, 149 éter inciso primero, 55, 92, 149 bis segundo párrafo, 89 y 183 del Código Penal.

Otro hecho que tenía imputado Pucheta pero se lo dejó sin efecto:

Haber ocasionado daño permanente en el ojo a Carlos Ayala como consecuencia de un disparo de arma de fuego impactando el proyectil en el ojo derecho provocando según el informe médico, una herida contuso escoriativa orbital del globo ocular derecho con pérdida total de la visión de dicho ojo, compatible con herida de arma de fuego (perdigones), como así también herida contuso escoriativa orificial en mano derecha compatible con perdigones. Hecho ocurrido el 03 de octubre del 2015, a la 01:25 en la vía pública en la intersección de calle 128 y 129 de Avellaneda, en compañía del otro imputado (Gastón Villalba). Respecto a este hecho grave, las partes han acordado y en consecuencia de manera conjunta solicitaron el sobreseimiento, de Pucheta. Explicaron que "si bien al momento de realizar la acusación establecida en el artículo 295 del Código Penal, el acusador contó con elementos de cargo que garantizaron oportunamente la sindicatura probable de Pucheta en el hecho, lo cierto es que en el devenir del tiempo conforme el análisis y cotejo de los elementos de cargo existentes al día de la fecha con posterioridad a la presentación del escrito acusatorio, los elementos de cargo existentes no garantizan el éxito de la pretensión punitiva por el cual es llevado a juicio por este hecho. Es decir los elementos recientes sobrevinientes posteriores al escrito presentado para traer esta causa a juicio no garantizarían el éxito de la pretensión punitiva requerida para la ocasión con el grado de certeza y convicción que es de esperar en el desarrollo del juicio".

 

 

Temas en esta nota

Héctor Mario Pucheta. condenado