ReconquistaHoy EmpleosHoy ClasificadosHoy
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.reconquistahoy.com/a/43961

Otra madre condenada por facilitar que su pareja abuse sexualmente de sus niñas, una de las cuales fue madre dos veces por los abusos de su padrastro.

Susana Alicia Sotelo, de 39 años de edad, fue condenada a la pena de dos años y seis meses de prisión de cumplimiento condicional, como partícipe secundaria del delito de estupro agravado por aprovechamiento de la convivencia. No tendrá que estar en la cárcel mientras durante el período de la condena guarde las siguientes reglas de conducta: 1) Fijar residencia y someterse al cuidado de una persona responsable que mensualmente deberá informar al tribunal de ejecución penal. 2) Abstenerse de consumir estupefacientes y abusar de bebidas alcohólicas; 3) Realizar cursos o capacitaciones sobre violencia de género y abusos sexuales; 4) Realizar estudios o capacitaciones laborales acorde a su estado físico actual. 5) Someterse a tratamiento médico y/o psicológico que sea prescripto por profesionales luego de entrevistarla y revisarla, para tratar la indiferencia o complicidad en los abusos o relaciones sexuales de su conviviente con su propia hija menor de edad, de lo que deberá presentar bimestralmente los informes de los profesionales sobre avances del tratamiento que se le prescriba. El tratamiento será por el término que indiquen los profesionales. 6) No cometer nuevos delitos dolosos. 7) Realizar tareas comunitarias en beneficio de la Municipalidad de Avellaneda durante el término de dos años. La Municipalidad deberá hacerse cargo del control e informar el comportamiento y cumplimiento de las tareas asignadas.

También en este caso fue condenado Miguel Alcides Arístiqui, de 45 años de edad, quien era la pareja de Susana Sotelo. Para Arístiqui, la pena es de seis años de prisión de cumplimiento efectivo como autor del delito de estupro agravado por aprovechamiento de la convivencia.

 

Arístiqui quedó detenido apenas firmó la sentencia y fue trasladado a prisión para comenzar a cumplir la condena.

 

La condena fue acordada por todas las partes en un procedimiento abreviado que evitó el juicio, avalado por el juez penal Mauricio Martelossi, en una audiencia realizada en los tribunales de Reconquista, el lunes 9 de noviembre de 2020.

El fiscal Aldo Gerosa, Jefe de la Unidad Fiscal Especial de Violencia de Género, Sexual y Familiar, informó que ambos condenados se aprovecharon de la menor por la situación de convivencia y vínculo parental.

A raíz de los abusos reiterados, la menor quedó embarazada a los 15 años de edad, pero al continuar el sometimiento, sumisión y los abusos, a los 17 años tuvo otro hijo. En este período Arístiqui en determinadas ocasiones intentó abusar de otra menor que convivía con ellos, había contado el fiscal en el inicio de la investigación. Los ADN confirmaron la paternidad de Arístiqui, quien en el principio de la causa había sido imputado por delitos mucho más graves: abusos sexuales gravemente ultrajantes agravados por el aprovechamiento de la situación de convivencia; y en grado de tentativa respecto de la otra menor, en concurso real con abuso sexual con acceso carnal reiterado, agravado por el aprovechamiento de la convivencia y coacción (Art. 119 2do y 4to párr. ,letra f)   3er y 4to párrafo, letra f , Art.149 bis, 55, 45 del Código Penal; y a su pareja, Susana Sotelo, madre de las víctimas, le había imputado ser partícipe necesario de abuso sexual gravemente ultrajante agravado por el aprovechamiento de la situación de convivencia en concurso real con abuso sexual con acceso carnal reiterado, agravado por el aprovechamiento de la convivencia; pero para facilitar el acuerdo y la condena sin juicio, el fiscal acordó con todas las partes cerrar el caso como estupro agravado en calidad de autor, para Aristiqui; según artículos 119 1er y 4º párrafo letra f, 120, 55 y 45 del Código Penal; y en calidad de partícipe secundario a Susana Sotelo, agravado por el aprovechamiento de la convivencia y por la relación del vínculo parental. 

ReconquistaHOY preguntó al fiscal por qué no llevó el caso a juicio, a lo que Gerosa respondió que se iba a complicar porque la víctima, quien ahora tiene 20 años y es madre de dos hijos en común con su abusador, no quería declarar en el juicio. Todos quisieron cerrar el acuerdo de la manera en que se cerró.