ReconquistaHoy EmpleosHoy ClasificadosHoy
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.reconquistahoy.com/a/50470
COMO FUE EL REPARTO DE CARGOS EN EL CONCEJO, LAS REFLEXIONES DE LOS QUE SE FUERON, Y EL GUSTO A POCO DE PIERINA

Gonzalo Braidot asumió, fue elegido presidente del Concejo, y desde este jueves volverá al Ejecutivo ya que quedará como intendente

Martín Ponticelli, Dionisio Scarpin y Gonzalo Braidot.

En la sesión de este miércoles 8 de diciembre de 2021, los Concejales de Avellaneda resolvieron los cargos de conducción de ese cuerpo deliberativo para el período legislativo 2022.

En votación unánime, fue designado como presidente el CPN Gonzalo Braidot, quien viene de ganar una elección histórica el 14 de noviembre. Hasta aquí era el Secretario de Gobierno de la Gestión Dionisio Scarpín, a quien ahora reemplazará en la intendencia hasta que sea electo el nuevo intendente.

Además, también por unanimidad, se distribuyeron los demás cargos:

Vicepresidente 1º: Tomás Franzoi.

Vicepresidente 2º: Osvaldo Fernández.

Secretario legislativo: Alan Stangafero.

Comisión de Gobierno Hacienda, Moralidad e Higiene: Presidente: Nora Braidot. Además la integran: Mara Paduan y Osvaldo Fernández.

Comisión de Obras Públicas, Urbanismo, Interpretación y Cultura: Presidente: Diego Antuña. Además la integran: Tomás Franzoi y Nora Braidot.

Bloque UCR Avellaneda: Presidente: Tomás Franzoi. El oficialismo sigue con cuatro de las seis bancas. Las restantes son de Gonzalo Braidot, Nora Braidot y Mara Paduan.

Bloque Cambiemos Avellaneda: Presidente: Osvaldo Fernández. Además lo integra Diego Antuña.

En diciembre de 2023 culminan los mandatos de Diego Antuña (oposición, quien reemplaza a Norma Dolzani, quien renunció a los tres meses de asumir para volver a la docencia porque se dio cuenta que le convenía más económicamente); y de los oficialistas Tomás Franzoi y Nora Braidot (quien desde el 3 de abril de 2020 reemplaza a Milagros Abraham, quien renunció para coordinar al área municipal de Salud, en plena pandemia).

 

La despedida de Martín Ponticelli fue con reflexión

Martín Ponticelli, Dionisio Scarpin y Gonzalo Braidot.

Quien terminó su mandato como presidente del Concejo Municipal de la Ciudad de Avellaneda, Martin Ponticelli, repartió agradecimientos y comentó todos los intentos por buscar el consenso con la oposición "tratando de dar el respaldo necesario a la gestión para que pueda seguir funcionando, garantizar la gobernabilidad, pero también ser un Concejo Municipal de puertas abiertas, para que cada uno de los vecinos que se sienta con la inquietud de venir a plantear una situación, o traer una idea, lo pueda hacer, que encuentre un espacio donde se lo pueda escuchar, y donde se le pueda brindar alguna alternativa de solución, que no siempre debo decir que es la que el vecino quiera escuchar, pero sí le puedo asegurar que es la que mejor respeta la ley, mejor representa la identidad de Avellaneda. Es por eso que estamos convencidos de que la única forma de poder lograr el avance de una ciudad como la nuestra, y como cualquier otra, es a través del diálogo, es romper con ese mito de que tenemos una grieta que no se la puede curar, eso es mentira, el que dice eso es porque le conviene estar adentro de esa grieta, porque se pueden buscar los consensos a través del diálogo, y esto lo quiero reafirmar, no solo porque Avellaneda es lo que es hoy por los grandes y enormes dirigentes que han venido durante todos estos años construyendo ladrillo a ladrillo, pasito a pasito, proyecto tras proyecto y acción de gobierno, lo que es Avellaneda hoy, sino también dejar este humilde mensaje para los dirigentes que vienen hacia el futuro, que no se dejen enceguecer por esa idea cerrada de tener que defender a muerte la posición del sector donde está, hay que debatir, hay que conversar, hay que consensuar, es la única forma, por eso la Avellaneda del futuro tiene que ser una Avellaneda de consenso, tiene que seguir siendo una Avellaneda de espacios heterogéneos, tiene que seguir siendo una Avellaneda donde todos y cada uno pueda opinar, los proyectos que se vienen que Dioni ha dejado en carpeta y que se los seguirá trabajando, seguramente son proyectos vinculados a la modernidad, al cuidado del medio ambiente, que defienden las industrias y los comercios; son proyectos que quieren lograr la integridad y las oportunidades para todos. Pero no debemos dejarnos enceguecer por ese avance, sino también tenemos que ser responsables y hacer una pausa muchas veces y mirar para el costado, y mirar para atrás. Hay muchas familias, hay muchos amigos, muchos vecinos que muchas veces quedan en el camino, o que transitan este camino con mayor lentitud porque la vida hoy por hoy está muy dura, y es responsabilidad de todos  los dirigentes, de las instituciones, dirigentes políticos y de todos y cada uno de nosotros, acompañar y lograr esa igualdad que Avellaneda merece seguir teniendo, merece seguir trabajando, y que es la única forma de que Avellaneda va a seguir creciendo". 

A los nuevos concejales les advirtió que "un Concejo Municipal le tiene que dar seguridad y seguridad jurídica principalmente a una comunidad que representa. Un industrial debe saber que puede invertir si es que no se van a cambiar las reglas de juego. Una persona tiene que saber que puede apostar a este lugar con su familia sin que le cambien las reglas de juego; y esa es la responsabilidad que le toca a los concejales que asumen hoy y a los que continúan en sus bancas. Ingresar a un Concejo debe ser despersonalizarse y tratar de formar parte de un equipo, de una institución que debe legislar mucho más allá de los intereses individuales, y que debe legislar siempre con los intereses de la comunidad".

 

La despedida de Gisela Zampar también incluyó reflexiones

Discurso de despedida de Gisela Zampar, en la noche del martes 7 de diciembre de 2021.

En su discurso de despedida, la concejal radical expresó: "en estos 8 años, 2013 específicamente me he puesto como meta trabajar fuertemente por la comunidad, tal vez en ese momento no me sentía digna de la representación que la comunidad me había dado, pero trate de honrar esa gran responsabilidad que le dieron a una joven de 24 años, con aciertos y desaciertos, hice lo mejor que pude haber hecho en este tiempo, trabajar duro, teniendo en vista los que nos habíamos planteado como grupo, y dentro de estos objetivos no es mi intención hoy, mencionar toda las cosas que hice en particular ni que hicimos como grupo, pero si mencionar, algunos ejes que les llame mis favoritos, y que era cuando pensaba que ciudad quería para el 2050 para mí, para mis hijos, para mi familia, para los hijos de ustedes. Pensaba que era necesario trabajar en lo que es el Planeamiento Territorial, el Urbanismo, el Medio Ambiente, las Políticas de Genero y la colaboración Institucional, entre otras cosas. Pensar la ciudad que quería para el 2050 me llevo a trabajar duro y en conjunto con el Departamento Ejecutivo Municipal en todo lo que fue el perfeccionamiento y el desarrollo del Código de Ordenamiento Urbano, integrar esos proyectos, desarrollar esos proyectos pensando para el futuro de Avellaneda. Desear un ambiente sano me llevo a trabajar en mi primer proyecto: el de los Residuos Sólidos Urbanos, con Nilce y con Marianela, pero después vinieron un montón de proyectos más, vino todo lo que fue Saneamiento, Espacio Verde, la prioridad de darle un espacio sano y limpio a nuestros hijos, a nuestros vecinos . Vino una Ordenanza de Arbolado, una Ordenanza muy trabajada durante estos 8 años, y mis compañeros se van reír por eso, también pensar en la ciudad que quería para mis hijas me llevó a trabajar, Políticas de Genero y Políticas de Equidad para mujeres y hombres, trabajar Políticas Públicas en relación a las Infancias y así mismo la colaboración Institucional. Acompañé muchas instituciones que fueron naciendo, las ayude a nacer y desarrollarse, se me viene a la mente la Cooperativa Colonia de Avellaneda, junto con los chicos de la Secretaria de la Producción, Agenpia, Auxilia, Sustenta, que estábamos en proceso, muchas Cooperativas de Trabajo.  Me parecía fundamental el fortalecimiento de este tipo de Instituciones que ayudan a que una comunidad entre en el entramado social y logren esta dinámica que tiene y la que se caracteriza la ciudad, el fortalecimiento Institucional".

Y agegó: "Dejo como logro y como un pequeño regocijo personal, un consultorio Jurídico gratuito que lo desarrollamos con la secretaria de desarrollo humano, lo trabajamos durante varios años. Es un grupo de jóvenes Abogadas que brindan asesoramiento gratuito en distintos barrios de la ciudad, donde durante casi 7 años lo coordine, lo lleve adelante junto con los chicos de la Secretaria de Desarrollo Humano. Esos trabajos fueron fundamentales para mí, y marcaron un antes y un después en la forma de pensar como ciudadana, y como persona integrante de esta ciudad, ayudaron mucho a mi crecimiento personal, pero también profesional; pero no sería justa si digo que lo hice sola, todas las políticas públicas que llevamos adelante durante estos 8 años, fueron desarrolladas en equipo... con charlas, discusiones, visiones diferentes... siempre discutiéndolas y trabajándolas en equipo para poder enriquecerlas. Estoy muy contenta, muy orgullosa de estos equipos tan interdisciplinarios que hemos podido formar entre el Departamento Ejecutivo Municipal y nuestro Concejo, porque de esa manera, dentro de la diversidad, logramos la riqueza".

"Quiero agradecerles en particular a mis compañeros de bloque, a los del inicio, a Héctor y a Guille, que acompañaron a una jovencita inexperta en asuntos públicos; a Martin, que estuvo desde el inicio y que hoy terminamos juntos la misión, a los que pasaron en el medio, a mis nuevos compañeros que quedan y que van a asumir esta gran responsabilidad, le pasamos la posta. A Osvaldo, que me acompaño el tiempo anterior y ahora. Y antes de agradecer a otras personas, quiero dejarles un mensaje, un mensaje que me remite a esa joven de 24 años que estaba aterrada de asumir una función pública, porque ya había sentido en campaña unos golpes, que afectaban la integridad de esa joven y para mí era muy difícil mirar adelante y seguir porque, me afectaba mucho a mí, a mi familia, pero gracias al apoyo de todo el equipo, levante la cabeza, seguimos para adelante y aquí estamos hoy, pero no es esto lo que quiero reforzar, sino lo que quiero remarcar es que soy consciente de que no todos reaccionan de la misma manera, levantando la cabeza y siguiendo adelante, muchos se ven afectados por nuestra opinión pública, por la forma severa que tenemos de opinar o con la misma liviandad que tenemos para opinar a veces sobre la función pública, sin saber que estamos desalentando a otras personas, jóvenes o no tan jóvenes a ser parte de la vida de la comunidad. Una comunidad para que se desarrolle necesita que todos los ciudadanos se involucren, así que yo los convoco, los insto a que promuevan ese espíritu de participación, ese espíritu de cuestionamiento constructivo; y si a ustedes tal vez no les interesa, no desalentar a que otros participen de la vida política o institucional de la ciudad, integrando comisiones. En innumerables veces hemos destacado el valor que tiene nuestra ciudad por este trabajo interdisciplinario que tenemos; y creo que hoy más que nunca vemos este resultado, así que ese es mi mensaje, dejarle a la comunidad que a la hora de pensar, o de opinar, pensemos a quien tenemos del otro lado, si lo estamos alentando o desalentado a formar parte activa de una ciudad, la ciudad del 2050 que nos incluye a todos. Realmente necesita de que todos nos involucremos".

"Quiero agradecerles a mi familia, ellos a veces condicionales y a veces incondicionales, siempre me apoyaron, siempre me dieron un puntapié importante para que yo tome la decisión para entrar a la función pública, a mis viejos, que ellos nunca me detuvieron, que siempre promovieron este espíritu participativo, a Leandro, a mis hijitas que sufren mucho mi ausencia, a mis amigas, a todos ellos quiero agradecerles y solo quiero decirles que sepan que el que dice que cuando uno entra en la función pública no tiene nada que perder está equivocado, tenemos mucho que perder, pero también tenemos mucho para ganar".

"Por ultimo voy hacer un párrafo especial para agradecerte Dioni, la verdad que la confianza que has depositado en mí, en una joven de 24 años, me inspiró y me seguís inspirando hoy con 33, la verdad que sos un ejemplo de dirigente, de persona, que has dejado una huella en todos los que te rodeamos, nunca nos ha puesto un techo, has hecho que nos desarrollamos, que pensemos en grande, que seamos ambiciosos en lo que queremos para la ciudad, pero sobre todo nos enseñante a ser buenos funcionarios públicos. Siento muchísimo tu partida desde acá, pero sé que en el Senado vas a hacer lo mismo, y te van a conocer cómo te conocemos nosotros, y vas a cambiar la historia también como la cambiaste en Avellaneda, gracias de corazón, gracias", finalizó la abogada Gisela Zampar al despedirse de su banca de concejal.

 

La despedida de Pierina Foschiatti fue con gusto a poco

Palabras de despedida de Pierina Foschiatti, el martes 7 de diciembre de 2021.

La concejal del bloque opositor se despidió aclarando que su discurso sería "un poquito distinto a lo que fue Gisela, ya que por ahí desde nuestro espacio es un poco más complicado lograr a que se lleguen a concretar las ideas o propuestas que uno trae, por ende sería muy acotado contar lo que se ha logrado ejecutar", y se dedicó a repartir agradecimientos.

Agradeció a su familia, a su Papá "que me plantó la semillita de la participación, de la militancia, de que uno puede moverse del lugar, simplemente de la crítica, y moverse a un espacio donde uno puede llegar a concretar las cosas, lograr cosas, o por lo menos intentarlo".

"En segundo lugar quiero agradecer al espacio Unidos por Avellaneda, que me abrió las puertas, que me recibió, que me acompañó en todo este proceso, que me ayudó a crecer. Un grupo con el que compartimos valores, compartimos ideas, principios, y que compartimos la visión de la Avellaneda que queremos para todos, un equipo que siempre estuvo apoyándome, que nunca le importó si era joven, si era mujer, nunca tuve que demostrar nada, simplemente las ideas o las ganas que uno tenía de participar e involucrarse. Me permitieron ir creciendo en este espacio, a mis compañeros, en su momento Osvaldo, a Norma, a Diego, que en su momento hemos trabajado codo a codo en los proyectos y en las ideas que hemos llevado al concejo Deliberante; y por último, pero no menos importante, a la comunidad de Avellaneda, que en su momento me apoyó, me eligió para ocupar un espacio, para ocupar una banca durante 4 años; y espero no haber defraudado a los vecinos, con los que hemos trabajado, que siempre nos han aportado ideas, siempre nos han traído sus inquietudes; y nosotros a través del Concejo, siempre tratamos de canalizar todas estas inquietudes y llevarles una respuesta, siempre mirando a una Avellaneda mejor, siempre aportando la mirada de lo que queríamos para la ciudad, y siempre tratando de que Avellaneda crezca. A los compañeros del Concejo, con quienes a través del diálogo a veces hemos logrado consensos y acuerdos, que no todas las veces fue así, porque por supuesto uno está desde el otro lado de la vereda como quien dice, pero siempre se ha tratado de pensar primero en la ciudad de Avellaneda, primero en lo que era mejor para que Avellaneda crezca, y después en los proyectos personales o en la camiseta política, como quien dice, simplemente gracias a todos, y sigo a disposición para cualquier cosa que necesiten, los vecinos saben que cuentan conmigo".

 

Los cambios

Con la salida de Martín Ponticelli, Gisela Zampar y Pierina Foschiatti, el Concejo de Avellaneda se renovó el 50%.

Ingresaron otros dos oficialistas: Gonzalo Braidot y Mara Paduán, y un opositor: Osvaldo Fernández, quien retornó al recinto luego de una breve pausa.

Siguen siendo 4 concejales oficialistas y 2 por la oposición, allí representada por "Unidos por Avellaneda", el partido vecinalista fundado por Beto Padoan cuando por un tiempo había roto relaciones con el entonces intendente Orfilio Chacho Marcón.

 

Braidot: Tres puestos en cuestión de horas

Gonzalo Braidot saltó de ser Secretario Municipal de Gobierno, a Presidente del Concejo, y en cuestión de horas, asumirá como intendente, porque el Concejo le aceptó la renuncia a Dionisio Scarpín para que asuma como Senador Nacional.

 

Zanel, el primer suplente

Para cubrir la vacante en el Concejo que dejará Gonzalo Braidot apenas asumió, como primer suplente esta Esteban Zanel, quien tiene 27 años y se recibió de Ingeniero Industrial en la UTN Santa Fe, previo paso por la Escuela Industrial de Avellaneda. Es hijo del mecánico Marcelo Zanel y de Fabiana Guster.

Cuando lo presentaron como candidato, dijeron de "su interés en la gestión de mejoras eficientes, lo que lo llevó a trabajar en una empresa local donde se desempeña como soporte de producción y gestión de calidad. Además, sus conocimientos técnicos le permitieron sumarse a proyectos conjuntos entre la UTN y el Municipio, en el relevamiento y procesos de información. El gusto por el deporte y el trabajo en equipo, llevaron a Esteban a colaborar en la Subcomisión de básquet del Club Unión Avellaneda y a participar activamente en la Mesa estudiantil, iniciativa del Área joven del Gobierno de Avellaneda".